Yo, con Aina Calvo

“El ciudadano no tiene que ser un héroe, pero debe volver a ser un vigilante activo” (Hervé Falciani).

Estoy convencido que una de las razones por las cuales países como Italia o España están viviendo una situación tan dramática es la falta de interés y participación del ciudadano en la gestión de la política. Seguramente el sistema que vivimos hoy no estimula la participación porque algunos consideran que el abstencionismo es el permiso tácito para transformar lo que es de todos en algo privado, algo “mío y de mis amigos”.

Mis ideales son de participación ciudadana al máximo, control de los representantes elegidos, que son nuestros dependientes y no nuestros jefes (como algunos creen), debe ser una obligación que exista hilo directo entre el ciudadano y los representantes para la denuncia y resolución de los problemas y llevar a cabo las mejoras que sean necesarias.

Este es el tipo de activismo que he aprendido a hacer y que me gusta y quiero hacer. No me gustan los discursos llenos de bonitas pero inútiles palabras pronunciadas desde lugares aislados de la vida real y lejanos de la calle, discursos que nunca llevan a un resultado práctico si no que quedan sólo en declaraciones de buenas intenciones.

En Aina Calvo y los demás que la apoyan he encontrado personas disponibles para ayudarme con este tipo de trabajo, personas que me dan la libertad de actuar según mis principios y que me ayudan a desarrollar mis capacidades. Gustavo, Manuel, Abelardo, Joan, José María, Carles, Maria Antonia, Encarna, Pepi, Javi…si hubiera más gente como vosotros no estaríamos en esta situación.

Lo peor que puede pasar a un partido en pésimas condiciones (y no lo digo yo, más bien las encuestas y la mayoría de la gente en la calle) y a una CCAA estrangulada por políticas irresponsables, es que todo siga igual, que no cambie nadie ni nada.

Por estas razones he decidido apoyar a Aina Calvo, desde el aval hasta la votación en las primarias (primarias que, por cierto, habrían podido ser mucho mejor porque ya han sufrido algunas modificaciones negativas).

Quien es parte del problema no puede presentarse como la solución, es el momento de dejar espacio a nuevas personas, nuevas mentalidades y nuevas maneras de actuar.

#yoconaina

4 comentaris a “Yo, con Aina Calvo

  1. Hola Stephen:
    Totalmente de acuerdo con todo tu estupendo artículo: “Quien es parte del problema no puede presentarse como la solución, es el momento de dejar espacio a nuevas personas, nuevas mentalidades y nuevas maneras de actuar”.
    Un afectuoso abrazo,

  2. Muy buen artículo, toda la razón en lo de que con según con que gente uno es libre en decir lo que piensa, desgraciadamente todavía hay mucha gente que no entiende lo que es la democracia y creen que todavía vivimos en una especie de sistema feudal regido por el caciquismo de unos pocos.

    Un abrazo

Deixa un comentari

L'adreça electrònica no es publicarà. Els camps necessaris estan marcats amb *